Duvidas no ar

Duvidas no ar

Tenia inmensas ganas de irme.Ganas de solo alzar alas, ver algun punto en la lejania y sencillamente avanzar.No era facil, pero era mas dificl quedarse. Irse seria como olvidarse de el tiempo presente y sus ramas por todas las habitaciones, olvidarse de los problemas que daban vueltas alrededor de mi cabeza, como esperando ese ligero golpe que me hiciera besar el polvo... y zaz! tomarme entre ellos y hacerme presa de mis propios errores pasados. Tomar maletas, coger el primer avión hacia o mundo dos nao perguntas no era exactamente una solución, pero si un placebo, un parche pequeñito en medio de una espalda totalmente partida desde arriba a abajo por la mitad. Asi tanto así.Irse no era la mejor opción, pero era la salida mas facil de hablar y hacer. Mas ¿y aqui?Aqui no precisamente estaban cosas que me retuvieran por entero, pero si una un poco no tan cerca, que requeria que estuviese aqui para que las cosas estuvieran bien; si,- él- . No voy a decir que él es una atadura, pues no lo es, pero a la vez tambien puedo aseverar que es  el nudo que necesito para mi barco a la deriva.Cuando le comenté que queria irme, dije que  trataria que las cosas  las llevarámos como siempre, mas obviamente no sería asi.El no quizo decir abiertamente que eso seria una pared entre nosotros, pero se que lo pensaba.En el fondo yo no queria irme por ello, nada podria ser mas hermoso y mio, que levantarme en las mañanas fresca y tranquila y buscar el modo de  hacerle saber que pienso en sus ojos, su mirada hacia mi cuando dice que florezco amapolas cuando sonrío y en su modo de amarme tan amplio como perfecto.Hace poco le confesé algo muy importante para los dos, el hecho de estar deseando ciertas cosas definitivas en la vida de ambos, él lo habia notado en mi y era tan real como nuestras respiraciones agitadas en nuestras madrugadas siempre tan  inescribibles e incontables. El era mi motivo lejano tan cercano para decidirme a  enfrentar ese lado mio que andaba aun enredado en los vaivenes de un ayer mucho antes, que no supe llevar hacia la orilla.No era precisamente que estuviesemos cerca, pero nunca hemos estado lejos uno del otro, y queria seguirlo estando en adelante.Queria que me sujetase fuerte y me repitiese al oido- quedate y hazlo-, quizas él no llegaria a decirmelo en palabras jamas  porque sabia que esto de  irme me era importante, pero asi tambien supe oir la voz de mi propio camino diciendome que no postergue más las cosas.Aqui quiero estar para él y para solucionar aquello que debo para alcanzarlo.Pronto, yo lo sé, pronto.Vé como estoy madurando realmente amor(...)

Comentarios

Entradas populares