Sobre los momentos rotos.

Sobre los momentos rotos.


Ella alzó la mirada hacia el cielo mientras sus lágrimas caían en el piso haciendo un ruido dulce al rozar los cristales rotos esparcidos por toda la habitación.

En ese instante estaba totalmente desorientada, pero a pesar del desconcierto que inundaba la habitación de un color rojo sangre, ella supo que debía salir de ese lugar lo más pronto posible.

Se acercó a el sin hacer el menor ruido y desde la puerta lo vio por última vez.

- Yo siempre supe que ella te interesaba a pesar de decirme que era solo tu amiga, siento habértela arrebatado. Por favor no te me odies cuando la veas así- susurró , sin al menos mover los labios.

Recordó entonces, esos momentos cuando ella estuvo con él, también durmiendo en esa misma cama después de pensar tantas veces que la felicidad debía de llevar su nombre.

Limpió sus manos ensangrentadas en la puerta. Salió para nunca más mirar hacia atrás desde ese instante.

Comentarios

Entradas populares